Barrió Las Latitas, el último rincón de Alte Brown al sur:

-

Barrió Las Latitas, el último rincón de Alte Brown al sur:
                                                                                                               Con mucha educación y claridad ciudadana los vecinos del Barrio Las Latitas de Alte. Brown  reclaman por sus derechos a una vida digna con su correspondiente infraestructura sanitaria ajustada a derecho y en línea con las obligaciones ciudadanas y las obligaciones  indelegables del estado argentino. Nos referimos como destinatarios de los reclamos al modelo de gobierno, Municipio, Provincia y Nación.
"Basta de promesas y mas acción" dice uno de ellos en la reunión de este ultimo Sábado 17 de Noviembre a las 17 hs. con nuestro Foro Hídrico de Alte Brown.
Por ello consideramos, estimados Funcionarios de Alte Brown, que si un día empezamos las obras un día deberíamos  terminarlas según planificación publicada, sin embargo, en este barrio todo esta por estudiarse e iniciarse dijo Julio  Rivero comentando información recibida de Gustavo Genaro de Infraestructura Municipal .
Sabemos que muchas de las obras sanitarias primarias y secundarias, bien presentadas a nivel Nacional en cualquier reunión oficial, si bien teóricamente conforman a los vecinos en la practica pasa el tiempo y nunca se terminan con la diferencia que la gente obligada y diariamente debe consumir   contaminación y desidia institucional mientras que los funcionarios no son impactados por ello y continúan bien remunerados por nosotros mismos... LOS VECINOS.
Finalmente otro vecino aseguro: "Llega el momento en que se termina la paciencia y el barrio sale del letargo para iniciar el reclamo orgánicamente, por una vida digna sustentada en propio derecho y financiada con los recursos que salen del pueblo para el pueblo".
Foro Brown.-
Nota: Tenemos datos de los contactos vecinales para los periodistas interesados en el tema. 
 
Juan B. Vegué
 "Todo poder tiende a ser corrupto"
MIOPÍA MORAL

La influencia de la corrupción del poder también quedó demostrada en un estudio de Joris Lammers, de la
Universidad de Tilburg, Holanda. Preparó individuos para que se sintieran poderosos o impotentes al hacerlos recordar incidentes en los que habían experimentado esos sentimientos. Luego dividieron cada grupo en dos y pidieron a la mitad que estimaran ciertos actos hipotéticos según una escala de moralidad y a otros que jugaran una partida de dados en un cubículo aislado, dando los resultados a un asistente de laboratorio.

Los posibles puntajes del juego oscilaban entre 1 y 100, con mayores recompensas para los de puntaje más alto. Al ser los dados un juego de suerte, el resultado promedio debería haber sido de alrededor de 50, pero en realidad fue de 70 para el grupo preparado para sentirse fuerte. Los individuos con poder tendieron a engañar a pesar de haber sido más duros en su condena de actos inmorales que los más débiles. Y fueron hipócritas al juzgar esos actos como menos condenables si los realizaban ellos en lugar de los otros.
"Abolir la corrupción YA"

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Seguinos por Email