La Seguridad y el Poder Judicial



La Seguridad y el Poder Judicial

Hay un incremento de la violencia y disminución de la edad de los protagonistas de los hechos delictivos que mantienen a la población paralizada y prácticamente encarcelada en su propio domicilio.
Incide también el factor y el paulatino, pero creciente paso, de país de tránsito a un país de consumo de estupefacientes

A partir de este año, en ejercicio de mi  mandato como legislador provincial me ha tocado cumplir la función de presidir la Comisión Bicameral de Enjuiciamiento de Magistrados y Funcionarios, y  avocado a esta tarea  he observado que tanto la Suprema Corte como la Procuración están sobrepasadas en su labor de superintendencia, por lo cual nos encontramos con muchos funcionarios judiciales que no reúnen en la actualidad las condiciones necesarias para ocupar su cargo, que su conducta ha implicado la comisión de faltas en los términos de la ley 14.088  e inclusive sindicados de la posible comisión de delitos.

Estamos acostumbrados a cortar siempre por lo más fino cuando hablamos de seguridad, y lo primero que hacemos es criticar a la policía. Pero la realidad es que uno de los actores principales en esta materia es el poder judicial y hay departamentos judiciales enteros que merecen  una investigación administrativa amplia en sus diferentes dependencias atento que hay ejemplos muy claros que marcan desde hechos de corrupción hasta falta de conocimiento del derecho.

Por ejemplo, en ejercicio de mis funciones he tomado recientemente conocimiento que en el departamento judicial de San Isidro un letrado cuyo nombre es parecido al de un Ministro tiene tanta injerencia en el poder judicial que maneja el tramite de las causas a su antojo. Cito como muestra de esto una causa que tramita actualmente en la  fiscalía numero 2 de Pilar y el Juzgado de garantías 2 de San Isidro, en la que se pretende endilgar la participación de un delito de estafa a una ciudadana con el único propósito de conseguir una ventaja comercial para el cliente del abogado citado.
Cabe aclarar con relación a este expediente, que anteriormente tramitaba en la fiscalía 1 de Pilar, que ha pasado por manos de tres fiscales distintos que inexplicablemente han intentado por todos los medios que el proceso huérfano de prueba y plagado de irregularidades como el vencimiento de los plazos, subsista por espacio de mas de 7 años, pudiendo estar involucrado hasta el mismo Fiscal General.
En la próxima reunión de Comisión se pondrá el tema a consideración con la finalidad de que dicho órgano se transforme en denunciante de estos funcionarios y se realice la investigación correspondiente.
Otro departamento que actúa de manera extraña, es el departamento Judicial de Mercedes donde la Fiscalía y la Cámara de Garantías consideraron como prueba en contra de un justiciable la circunstancia de abstenerse de prestar declaración, derecho éste que se encuentra consagrado en el artículo 18 de la Constitución Nacional, lo que hace al hecho merecedor de otra investigación.

Otro de los temas graves que ha llegado a mi conocimiento en virtud de mi nueva función es el caso de un Fiscal General que ejercería acoso laboral a quienes piensan jurídicamente diferente. Este funcionario tuvo participación como Juez en el proceso Militar.

Todo esto me hace decir que el poder judicial está por un lado abarrotado de trabajo y por otro con muchos funcionarios que no cumplen con su deber. Uno de los emblemas de los tribunales bonaerense es que los Magistrados y Fiscales no cumplen con su horario laboral por lo que el atraso en las resoluciones y sentencias es enorme. Para citar un ejemplo basta con visitar el Juzgado Civil y Comercial Nº 6 del departamento Judicial de Morón.-
Por otra parte, debo ser agradecido al Sr. Presidente de la Cámara de Diputados de la Provincia, Horacio González, quien entendió que esta Comisión que hoy presido debía contar con el relieve que intentamos darle, ya que el ciudadano está representado a través de ésta y nos impusimos trabajar en pos de lograr que el Poder Judicial se purifique y no se termine cortando por lo mas fino, sino que en todos los estamentos se controle y se eche a quienes no cumplen o lo hacen en forma deficitaria.
La labor de la comisión Bicameral que presido no debe ser entendida como un atentado a quienes trabajan en pos de la Justicia, sino que intenta asumir con responsabilidad la tarea de control Republicano en beneficio de la eficacia de los poderes del estado.

Diputado Ángel Gabriel Villegas
Presidente Comidión Bicameral de
Enjuiciamiento de Magistrados y Funcionarios,


Prensa
011-15-5745-0517
ID 147 * 966

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Seguinos por Email